Falta algo más de un año para que comience el Mundial de Rusia y a día de hoy la máxima preocupación de la FIFA es la violencia que se pueda vivir en las ciudades sede del torneo después de los lamentables incidentes vividos el pasado veranoentre hooligans rusos e ingleses. Los hinchas más radicales de ambos países se pasaron la Euro buscándose por las ciudades de Francia desde el lamentable suceso vivido en las calles de Marsella y después en la grada durante un Rusia-Inglaterra.

 

Uno de los protagonistas de las peleas de Marsella lanza una dura advertencia en el documental llamado ‘Ejército hooligan ruso’: “Pueden venir y después veremos. Alguien intentará hacer algo, eso está cien por cien garantizado. Si vienen en familia y su marido está por aquí, que sepan que puede su culo puede ser pateado”.

Otro hooligan ruso, éste de la ciudad de Rostov, va más allá y pronostica un infierno. De hecho, es como si el Mundial fuera para ellos un festival de violencia. “Para algunos será un festival de fútbol, pero para otros será un festival de violencia”.


ESPN
Fox Deportes
NBC Deportes
Sport
Record
Lasmayores.com